PRESENCIA (AMOR EN SILENCIO)


Nada ni nadie pudo vencerla.
Se mantuvo firme como una montaña
y ni los vientos más fuertes
pudieron si quiera moverla.
Con carácter férreo
y un alma templada
a fuerza de derrotas,
se mantuvo intacta.
Ni un solo pelo de su cabeza
tembló ante las dificultades.
Frágil por dentro,
pero impasible por fuera
logró la perseverancia
desde el silencio.
Amó sin decir nada,
vio cómo su corazón
estallaba en mil pedazos
al sentir cómo otras manos
lo llevaban lejos de su presencia.
Nada pudo apartarla de ese lugar,
ella lo esperaba
para cuando el decidiera volver.

Y ahí se quedó.

Comentarios

Entradas populares de este blog

PRISIONERA

ACTO DE CONTRICIÓN (SALVAME HERMANO)

EL INFIERNO EN SUS OJOS